La escuela 10 cerró las actividades con un acto repleto de nostalgias

La Escuela Especial N° 10 realizó el cierre anual de actividades, donde los alumnos, la comunidad educativa y los padres de los chicos participaron de un acto muy emotivo.

Durante el acto recibieron una mención especial, resaltando los valores de cada alumno; además de recibir los diplomas y medallas de egreso.
Asimismo, los docentes, funcionarios y padres reconocieron la labor diaria que se lleva en la escuela y el trabajo de inclusión que debemos hacer como comunidad.

“Hace un año y medio ingrese a una escuela de gran corazón, donde les pido egresados que cada vez que necesiten vuelvan a la institución, donde las puertas siempre estarán abiertas” resaltó, Anabella Marin, Directora de la escuela 10.